Que son las Células madre?

Células indiferenciadas que tienen la capacidad de dividirse de modo ininterrumpido sin perder sus características originales y que, dependiendo de las circunstancias y de las necesidades, pueden transformarse en cualquier célula especializada. También se denominan células troncales.

En el ser humano (y en los mamíferos superiores) la capacidad de división de las células es reducida. Existen tejidos que sí pueden “regenerarse” como ocurre con la piel, con las células sanguíneas (continuamente se están formando nuevos glóbulos blancos como los hematíes). También es significativa la división de las células sexuales masculinas con la elaboración de gran número de espermatozoides. Algunos otros órganos también pueden reparar daños ocasionados mediante la multiplicación de las células como ocurre en el hígado.

En todos los órganos y tejidos existen células que aunque no suelen dividirse sí tienen esa capacidad y en determinadas circunstancias se activan y reparan posibles alteraciones. Cuando estas células son llevadas al laboratorio y sometidas a condiciones especiales no sólo pueden generar el órgano del que proceden, sino que pueden “construir tejidos diferentes”. Éstas son las células madre.

Existen distintos conceptos importantes relacionados con las células madre:

 

 

  • Células totipotentes: la unión del espermatozoide y del óvulo da lugar a una célula a partir de la cual se desarrolla todo el embrión. Las células que mantienen esta capacidad y que por sí solas son capaces de dar a un nuevo individuo se llaman así.
  • Células pluripotentes: llega un momento en el cual las células del embrión, aunque mantienen la capacidad para generar cualquier tipo de tejido, ya no son capaces de generar un individuo completo. Se denominan células pluripotentes o células madre embrionarias.
  • Células multipotentes: en el individuo adulto existen células que tienen la capacidad de multiplicarse de modo indefinido. Se conocen como células multipotentes o células madre adultas. Inicialmente se pensaba que estas células sólo podían originar un tipo concreto de células especializadas, sin embargo se ha demostrado que variando artificialmente las condiciones de esas células pueden dar origen a células especializadas diferentes a las de origen (se han obtenido hepatocitos de rata tomando como origen células madre del sistema nervioso).


Contenido Relacionado