UD ESTÁ EN: Peybur Magazine » Belleza y Estética » Dieta de la Luna

Dieta de la Luna

Dieta de la Luna
Imagen de Steve Buissinne

Basada en la ciencia de la cronobiología, junto con la terapia natural y desintoxicante del Ayuno líquido, la dieta de la luna, es una de las más famosas que existen.

No se sabe exactamente cual de las dos variantes actúa más favorablemente, pero su justa combinación logra que se puedan perder entre 3 y 4 kilos dentro de un mes lunar.

Es necesario tener la constancia de repetirlo y por supuesto consultar a su médico previamente a la determinación de comenzar esta dieta.

Advertisement

La cronobiología es la ciencia que estudia los ritmos biológicos del ser humano, basados en que todo lo referente a la vida.

Está compuesto por ciclos, o sea que la vida en el planeta, cualquiera sea su tipo, no es un ritmo continuo, dichos ciclos son afectados continuamente de diferentes formas por elementos externos, ya sea por los cambios climáticos, como la temperatura y la humedad y los acontecimientos planetarios como el paso del día a la noche y así también las diferentes fases lunares.

Las fases lunares tienen una influencia notable en la formación de mareas altas y bajas, así también resulta sorprendente su incidencia en el reloj biológico de los seres vivos, si agregamos que gran parte del planeta, al igual que el cuerpo físico de los seres vivos, está compuesto por un muy alto porcentaje de líquido, queda claro, el ascendente que tienen las fases lunares en los ritmos biológicos.

La importancia del ayuno en la dieta de la luna

El ayuno, esta presente prácticamente en todas las religiones como un método de purificación física y espiritual, tres de las más importantes.

El Judaísmo con el Yom Kippur, el Cristianismo con su Cuaresma, y el Islam en su Ramadán lo incluyen como un pilar esencial de purificación.

El ayuno, también esta presente en la vida animal, es común que los animales cuando se sienten enfermos, dejan de comer por algún periodo de tiempo.

Advertisement

Este ayuno lo realizan como medicina natural, que favorece a la eliminación de tóxicos acumulados en el cuerpo, purifica la sangre y restablece la función digestiva de asimilación de alimentos.

Muchas de las medicinas antiguas, tienen en el ayuno uno de sus métodos naturales más importantes, de sanación y regeneración del cuerpo humano.

La dieta de la luna basada en estos dos pilares consisten por lo tanto en llevar adelante un ayuno líquido en las fases lunares conocidos como Luna Nueva y Luna Llena, en este día, no se deben consumir alimentos sólidos.

Se recomienda beber abundante agua pura natural, con la excepción de alguna infusión sin azúcar y jugos de frutas naturales con edulcorante.

También incluye una etapa de apoyo en las fases lunares conocidas como Cuarto Menguante o Cuarto Creciente, en este día, se debe realizar un “Medio Ayuno” donde aparte del líquido, que puede incluir algún caldo bajo en grasas, se pueden ingerir como alimentos sólidos alguna fruta, o gelatinas dietéticas.

La dieta de la Luna, se basa en dos principios importantes y se lleva a cabo en dos días del mes lunar.

Consulte con su médico y si este se lo autoriza, póngala en práctica.